domingo, 23 de febrero de 2014

toilette


Tuve el malestar a media noche, ya me ha pasado otros días; olor a vómito y un calor así como de alcohol. Vengo soñando con algo que tenga que ver con sexo. Entonces despierto, acelerado, tanteando lento porque de otra forma siento que me caigo. Vuelvo en sí y empiezo a escuchar mi sinfonía crepuscular; un ventilador que gira y hace un recorrido, de seis segundos, yendo cada vez hasta donde mis papeles apilados y medio alborotando las primeras páginas en una suerte de danza, que va y viene y cae, pero no termina de irse, ni de caerse, cada vez que la brisa regresa. Eso le da como ritmo, o no sé si en este caso aplica eso del beat, porque según los entendidos, ritmo es otra cosa… Vuelvo en sí y la orquesta se extiende; escucho mi lavamanos mal cerrado: puede ser que esa gotita que suena, casi al tiempo del ventilador, tenga algo que ver con el sueño, o pesadilla, bueno, con lo que me hace no seguir durmiendo. En algún lado leí algo sobre las formas y las sombras y cómo se graban en nuestras mentes, cosa de que cuando cerremos los ojos se nos proyecten cual plantillas, para recrear así a las escenas oníricas. Luego se le da rienda suelta a lo que dijimos durante el día y con más ahínco a lo que callamos, entonces resulta que vemos personas con nombre y apellido y en lugares conocidos… Vuelvo en sí y me acerco al baño, enciendo la luz y desde la poceta – ya sentado – veo mi cuarto oscuro junto con los papeles que el ventilador hace que remueve; vuelvo en sí y pienso, recuerdo, doy interpretación a lo que siento… no estoy incluido en el sexo del sueño, soy más bien un espectador que no quiere serlo, no estoy viendo la escena, la he construido a partir de unas voces, pero no, tampoco hubo voces, las voces también las inventé, hice el momento a partir de palabras, eso es, algo le leí a alguien – como lo de las sombras y los sueños – una promesa de placer, pero de uno que a mí me amarga. Ya sé que no soy yo, pero tampoco es mi ex con su actual, será que pienso en ella, o será que pienso en mi mujer; la pareja es siempre el primer sospechoso, se dice en el Derecho, pero no, no tengo mujer, tuve, por eso la llamo Ex…

Volví en sí. Ya era hora de ponerle pasta de dientes al cepillo y hacer lo propio para quitarme la careta de insomnio, esa con la que todos me ven y asumen que estuve de parranda, o de marcha, como los españoles. A esa escenita le tengo siempre la misma sonrisita que no afirma ni niega, con la que se conforman para seguir asumiendo y para no seguir preguntando tanto. El trabajo es el mismo todos los días: un lote de actas y transcribirlas, una por una, hasta que llega la hora de irme y volver a mi casa, a mi cuarto con baño privado, a ver las noticias, a ojear y a hojear también…

Aun sin volver en sí, veo que pasó la media noche, la amargura de ese sexo del que no soy partícipe, ahora con gritos, que no son de placer, pero algo tienen que ver conmigo, sí, los gritos sí son conmigo, como si alguien que me he inventado dormido me apurara por volver en sí y yo le digo que no, pero es intimidante, esta vez las gotas caían más rápido que la vuelta del ventilador…

Hubo una noche en la que sin haber vuelto en sí, me dispuse a contemplar fotos de mi ex, con algunas sonreía  y con algunas otras, pues, obviamente me entristecía. Siempre es triste ponerte los hubieras en la frente y darte cuenta que no dispones de los hubieses. Suelen ser crueles esas dos palabras cuando se trata de pasados que ya no son presentes: si yo hubiera yo hubiese, si tan solo hubiera y no hubiese, pero bueno, eso no es todo el tiempo, eso fue esa noche…

No podía volver en sí, me costó despertarme y no quería seguir durmiendo, quizás los zancudos, quizás los gritos, pero no solamente era sexo, gritos e insectos. No. Había una ilusión, unas sonrisas, esas no eran conmigo, ni yo las provocaba, yo era ajeno a esa alegría, y bueno, sí, hay alegrías que amargan, que te ponen mal pues, no siempre quieres que el resto esté contento cuando tú no lo estas, o no quieres estarlo. La alegría puede llegar a ser un tema convicción  y no de consecuencia, pero el punto es que no era por mí ni conmigo. Me dio hambre, pero sólo tomé un vaso de agua…

Anoche, anoche tuve el malestar, no volvía en sí, ya que como me dijo el actual de mi ex, había bebido demasiado cuando la llamé y la insulté, y es que ese día los vi y el día anterior había visto sus fotos, las nuestras, cuando yo todavía no había leído los mensajes que ellos se escribían el uno al otro, hablando de mí como se habla de un tercero, con los verbos de lejos y ajeno. Los leí y sin embargo ahí seguí, me aferré a la estupidez aquella de preferirla compartida y bueno, el actual siempre quiso ser primero, y único. Cosa que no sé si fui alguna vez y sé que en un momento no era. Por eso la despertaba cada media noche con mi insomnio, porque no soportaba la idea de que durmiera conmigo tan tranquila después de lo que ya yo sabía de ella, porque desde entonces, yo no he logrado volver en sí…


29 comentarios:

  1. LA SECUOYA, LA MARGARITA y un pájaro que pasaba por allí....

    Hoy quiero decirte que te amo- le dijo la margarita a la secuoya, hoy quiero darte las gracias por arropar con tus ramas ese frio que siento en este crudo invierno, en esta soledad infinita que siento...no sé como vine a parar aquí, una margarita sola, sin compañeras; siento frío y solo tú me arropas, entre tus raíces inmensas me siento segura...no sé si te das cuenta. ¿cómo ves desde arriba el cielo?...la secuoya dormía, no podía escuchar a la margarita, el sueño había vencido por fin su insomnio. Cerca de ella había un pajarillo que llamó su atención, un pájaro sin alas que cantaba su dolor, quería volar desde lo alto, sabía que era peligroso porque tenía las alas rotas, y sabía que así era imposible volar, pero aún así, su corazón le decía que volara...la pequeña margarita, le gritó- "¡¡¡espera, no lo hagas!!!...entonces, ella, llamó a la secuoya que empezaba a desperezarse..." Eres un árbol tan inmenso, y tienes tan grande el corazón, que me atrevo a pedirte un inmenso favor...¿puedes subirnos al pájaro y a mi a lo alto de tu copa?...nos encantaría ver lo que tú ves desde arriba, él no puede volar y yo soy tan pequeña que no puedo ver desde aquí el sol, las estrellas y la luna".
    La secuoya sonrió y con una de sus ramas poderosas subió a los dos hasta su copa..."ahora podéis como yo, ver el cielo, pero ese mismo cielo que podéis contemplar no podéis sentirlo como yo lo siento"
    ¿y como lo sientes tú?- dijo la pequeña margarita sonriendo.
    - Es desde el mismo instante en que os he posado en lo alto que siento que el cielo no lo tuve jamás tan cercano...-dijo la secuoya.
    ...." no es lo cerca que puedas verlo, sino cómo lo sientes de cercano".
    El pájaro no necesitó volar, ya había volado; la margarita ya no se sintió sola y pequeña y la secuoya jamás se sintió más inmensa desde entonces.
    Naturaleza viva.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. " no es lo cerca que puedas verlo, sino cómo lo sientes de cercano".
      Como una caricia que al leerse, se siente...

      Eliminar
  2. yo no he logrado volver en si,
    tanto es herí que el infierno se vive aquí y es que si no fuese así no supiese la verdad...(tanto calumnio por furia, conciencia y por callar) se que no siento otro goce cuando oigo me haces palpitar, mi corazón persiste.
    Rozan cuerpos y su pensar, pero que amargo caviar, qué tiempo deja de mi aprovechar, entregar amor al instante parece ser mejor, sin miedo de actuar, verse lejos y sin embargo feliz; anota al respecto: ando con el peso de la culpa que acaba la ilusión de soñar en un mas allá.
    Verle durmiendo tranquilo en tan inmensa tempestad serían estrellas que posan al hacerme titilar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sean indelebles las tintas con las que se anda "con el peso de la culpa que acaba la ilusión de soñar en un mas allá..." por acá, a partir de los "hubiese" y los "hubiera"

      Eliminar
  3. Solo hay... y está allá y por acá, en la luna y en la Corte de Beneficios que promociona la mar <¡no hubiera pero lo increíble de a partir de, es que... muchos qué, quedan con broche de es. Son sus peripecias, sus defensas, sus desafíos con valentía de amor vivido y que mas hay si!si! tanto de disfrutar y que de renegar...si no cuesta imaginar !>

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Everybody hurts"
      Cantan los R.E.M.

      Eliminar
    2. que tarde se hace esta una de pocas noches que dejo pasar para mejor callar, los patos abrasan al baño quizás.

      no hay todo
      ni existe nada
      no serian lo que son
      si hacer es cuanto es
      presente es el preceder
      para poco o mucho pretender
      iguala cual opaca
      oh, ángel
      valiente crece
      tras tanto no agonice mas...
      mas totalidad de años y miembros que participan en su lugar.

      Eliminar
    3. presente es preceder
      quizás para en un pronto futuro prescindir
      pero un pasado no previsto
      dará siempre cobijo a lo transitorio
      lo malo de lo transitorio
      es que en eso se nos va el presente
      en preceder...

      Eliminar
  4. Unas musas se van y otras llegan...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que se suman, sea para dibujar rictus de alegría, de nostalgia, o de mucha tristeza...

      Eliminar
  5. Nicola di Bari "guitarra suena más bajo".

    ResponderEliminar
  6. tantas musas para tan bastas emociones, dejan de ser sentimientos puros e irrepetibles, pero a tanta comparación la gente no encuentra mas que satisfacción por un lujo de pasión, grande es la necesidad de entregar lo mejor o preferir sumir en dolor, para sentir que algo de tu interior llega por razón. Calaron lo que adoraba como ritos, quemaron las sabanas por desesperación y encajonadas mudaron las ásperas esperanzas de una versión sin dolor. Que amarga costumbre de acomodar al corazón en un hogar que jamas existió, escupitajos de leve intención aun encuentro en mi alrededor como recordando que si existe pero cualquiera lo puede tener yo ya no, yace en la identidad y en especialidad de mas ojos, de aquellos labios, de tanta masificación y es que luchar por sobrevivir con orgullo y poder de acción que tarea valiente se hace hoy. Cebra es a caballo (sentido de supervivencia) necesidad de reproducción, como león come cebra porque es el fuerte que tiende siempre aprovecharse del débil, pero no solo somos impulso como seres vivos de un todo alrededor, es mas: es alma que se intercambia en seres que ambientan un paraíso o cultivan el infierno en mente, muere -deja de palpitar el corazón se pierde toda emoción de un dulce amor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué cierto eso: "Que amarga costumbre de acomodar al corazón en un hogar que jamas existió..."
      Hay musas que fueron arpías como hay reflexiones que fueron rabias. No está de más pensar - o recordar también - que sonrisas presentes pudieron haber nacidos de molestias pasadas, y si la máxima es cierta, y en verdad "todo se transforma" pues no es descabellado sumar en musas las inspiraciones... Digo yo, o delirio yo...
      "pero no solo somos impulso como seres vivos de un todo alrededor..." pues sí, y pues no tampoco tan bien...
      Saludos en letras

      Eliminar
  7. Yo también tuve malestar anoche, poté la cena...debieron ser los calamares que estaban pasaos....hoy me comeré una manzana y un plátano que dicen que es muy bueno para el potasio.
    Luisito.

    ResponderEliminar
  8. **(www)Rw:"Que amarga costumbre de acomodar al corazón en un hogar que jamas existió..." palabras ciertas se pueden creer.

    ResponderEliminar
  9. cree en la excelencia? eso es fe.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues como calificativo, sí, y sí, puede que sea un acto de fe también...

      Eliminar
  10. fe es que dejen de calificar y mas bien se faciliten formas para agradar apropia vista del fiel. excelencia? creo en Dios así y ahí si cabe tal cualidad, no soy su amiga ni consejera pero eso mas bien es una actuación de lo que es fe.

    ResponderEliminar
  11. porque así...así sencillamente se deja de querer, porque así, así sencillamente hay marcada otra piel, mejor placer, mejor vuelo, mejor aroma... es al ser que decidiste amar y proteger, porque así se abole una dura reconstrucción, porque así no hay el problema del fenómeno amputado, drogado, desamparado y menos se atiende al lastimoso perdón de dichas con rencor, que importa que siga uno de mas y que se engendre el placer..malgastar la humillación del popular es cosa única del audaz, después de una ardua y destructiva demolición se deja solo el lote para que luego solo quede venderse y hasta sólito se promociona con solo pasar se ve un futuro de esos que confirman ser mejores mejores riquezas se han de posar que esa pocilga de ayer.

    ResponderEliminar
  12. "malgastar la humillación del popular es cosa única del audaz, después de una ardua y destructiva demolición, se deja solo el lote para que luego sólo quede venderse..." Impecable, (excelente)

    ResponderEliminar
  13. por fin lo entendiste? me alegra lo haya visto así, Orland impecable ;)

    ResponderEliminar
  14. La impecabilidad no existe, solo existe la creencia de su existencia y así agrandar los egos maltrechos,lo único que si sabemos con seguridad es que hay gente en el mundo que ha tenido experiencias negativas e irreparables, que dañan su mente; un buen día deciden que quieren contagiar el delirio en otras mentes, experimentar con ellas "foll...selas" como vulgarmente se diría pero que me abstengo de nombrar, no contaron con que hay mentes que tienen la capacidad de adivinar esas intenciones y seguir el juego...¿pero que es la vida sino eso? un juego en el que cada uno juega con las cartas que le han tocado.

    ResponderEliminar
  15. "no contaron con que hay mentes que tienen la capacidad de adivinar esas intenciones y seguir el juego..."
    Qué bueno que haya gente que lo vea así (impecabilidad pues, aunque parezca no existir)
    ;-)

    ResponderEliminar
  16. *a mi me parece que huele a pintuco, tin tin corre corre rayuela, semana, impecabilidad esa si es una palabra que no contaba como adivinar, definitivamente es hechicería y de esas que burlan la mente de los demás y seguro la vida es mas que adivinar y jugar, pero a la próxima hay que ir es a un bar o a otra universidad, porque usamos términos sin literalidad y ahí no se define si es humano o una cosa bella para ganar para tener un trofeo más, vaya que será? qué será? que hay que despertar para robar una pizca de luz para los demás y conducirlos pues se gana mas como animal, produce cariño que yo quiero más *le sale a lo bien como buen colombiano de sano...

    ResponderEliminar
  17. "porque usamos términos sin literalidad y ahí no se define si es humano o una cosa bella para ganar para tener un trofeo más..."
    pasa, sí, suele pasar...

    ResponderEliminar
  18. ni despacio, ni de prisa aprendo, no tengo igual lenguaje, no merezco la chispa del glamour, no hay hechos para esperar ni abraso que dar para quien sobra hombros que apretar, no hay necesidad si no se cree que hay un lazo de respeto infinito, uno que no se atreven a romper cuando no habría otra felicidad mas que la semilla que dibuja la pureza de elegir cuidar, que no crece por tanta piedra que el muro derribó y el lujo de construir en senderos lejos del nuestro.

    ResponderEliminar
  19. Creer es:"No soy digno de que entres en mi morada, pero una sola palabra tuya bastará para salvarme" y con fe pronunciar: que pueda ser refugio contra el viento y ser abrigo de la tempestad, y es que hacerse digno golpea al pecho cuando estremece la piel que se quiebra con el tiempo pasar...

    ResponderEliminar

Gracias por tu visita y tu huella...