martes, 23 de noviembre de 2010

Carta para ti...


En los diversos mundos que habitan las letras, destacan, entre otras, las que aguardan en el instrumento de escritura; allí esperan por la melodía del corazón que se expresa a través de las manos. No son vistas a simple vista, pero ahí están; esperando por la inspiración de quien escribe y las deja caer sobre una hoja de papel…


Por otro lado están, siempre firmes y dispuestas; las que esperan por la caminata de los dedos y se reflejan en la hoja que no es de papel. Estas sí se dejan ver, y ante los sentidos reposan, aguardan por la sinfonía que emana de las musas de quien desea expresarse en teclas…


Las letras nunca se cansarán de esperar por el momento del sentimiento, por el momento de la crítica, por los tiempos de las quejas y por los amores de glorias y penas, por la información ofrecida y la opinión compartida…


Siempre esperarán por ti y por cada un@ de los que ha llegado a esta línea; cuando quieran, y cada vez que quieran…




Saludos en letras…

5 comentarios:

  1. que bueno haberte inspirado, escribes muy bonito, sigue compartiendo tus letras con nosotros y muchas gracias por proporcionarnos las de muchos mas, que así como nosotros hacemos de estos espacios un lugar para dar a conocer nuestra inspiración.

    ResponderEliminar
  2. ¡Hermoso!
    Este parece ser un tesoro del cual sólo los amantes de las letras tenemos la llave, ya que cuando sonríes o dueles, ellas siempre te acompañan.
    Puedes despertar en compañía de ellas, o llegan a ti como inspiración celestial en plena madrugada.
    Esa necesidad por expresar al corazón y al alma, es más intensa que cualquier deseo conocido por las palabras.

    Otro excelente escrito… Felicidades.
    Un abrazo
    Rubrikka

    ResponderEliminar
  3. Una carta que lee lo que siente el corazón y lo plasma en hojas de papel, cartas que arden en un cenicero con la rabia contenida de la espera, letras que se forman con la sal de las lágrimas ya secas, con surcos que la piel deja caer a pedazos, a pocos, como lacre que sella lo escrito para que permanezca siempre...aunque sea en el alma.

    ResponderEliminar
  4. Solo el alma es capaz de eso y más, ella no sabe de preceptos ni de realidades contrapuestas, ni de prohibiciones...el alma ...el alma es un punto y aparte del resto de todo lo demás.

    ResponderEliminar

Gracias por tu visita y tu huella...